Cuando la integridad personal se ve comprometida

El afiliado fue asistido por el Dr. Jorge Peña, dentro de un proceso Penal Militar llevado en contra del afiliado por lesiones personales culposas, se llegó a la etapa de juicio donde gracias a los argumentos de la defensa se logró eximir de toda responsabilidad al afiliado, por los hechos  investigados al lograr que en sentencia de primera instancia, fuera absuelto de los cargos endilgados.

Si la libertad de la familia está en juego

El afiliado solicito servicio jurídico para su esposa, a quien se sindicaba del supuesto delito de hurto y se encontraba privada de la libertad al ser capturada por las autoridades. El Dr. Jorge Peña asistió jurídicamente a la beneficiaria en la Unidad de Reacción Inmediata (URI) de Paloquemao,  donde se logra negociar con la  fiscalía la libertad de la señora, de igual forma, a que no se le imputaran cargos por el delito investigado. Fue exonerada de toda responsabilidad, pues la fiscalía considero que no existía mérito para continuar con la  investigación.

¿Desconocimiento de las funciones asignadas?

El afiliado enfrentaba dos procesos disciplinarios en la policía, uno de ellos por supuesto incumplimiento a órdenes impartidas y otro por supuesta  insubordinación. La defensa del Dr. Jorge Peña se enfocó en probar en uno y otro caso, que el superior no sabía cuáles eran las funciones que  tenía asignadas el afiliado dentro de la institución, y por lo tanto la orden se impartió indebidamente.

Por esta razón se solicitó a la oficina de control interno disciplinario el archivo del  proceso, solicitud que fue  acogida por el despacho.